The Road (John Hillcoat, 2009)

6 diciembre 2010

Ayer tarde vi llover, vi The Road y, como no estabas tú, te lo cuento. Aviso: la película es indiferente al mundo apocalíptico en el que se desarrolla, lo de menos son las causas de una hecatombe que, a diferencia de películas concebidas para sacar el sombrero en taquilla, aquí sirve de perfecto MacGuffin. Contemplamos un mundo poblado no por salvadores sino por supervivientes; los acontecimientos no son importantes, sí sus consecuencias.

Sé que el personal acudió a las salas esperando ver una película de acción para encontrarse otra cosa, con un alegato contra la deshumanización de la especie que nos ocupa. Pero el mérito es de la novela de Cormac McCarthy, no de la película de John Hillcoat. Un buen director con este material hubiera conseguido que los espectadores salieran arrastrándose de la sala, presos de la angustia. Una historia no va a cambiar el mundo, pero sí podemos pedirle unos instantes de sacudida que motiven para la reflexión, Hillcoat tiene que recurrir a la sangre para acercarse a algo parecido. Además, como tantas veces en el cine moderno, los flashbacks sobran; claro que entonces no podrían haber colado a Charlize Theron, hada de (otra vez) las taquillas.

Mérito también del autor de la novela que los personajes estén bien definidos. El hijo representa la esperanza de la humanidad, no como especie sino como animal civilizado (es el portador del “fuego interior”), por su parte, un notable Viggo Mortensen en el papel de padre simboliza el instinto de supervivencia, por tanto, la desconfianza que vivimos los unos respecto a los otros. McCarthy escenifica la tesis de Hobbes sobre el hombre como un lobo (feroz) para el hombre, permitiéndonos apreciar que se cumple en un medio en el que la existencia de los seres humanos no es segura. En un hipotético mundo en el que las necesidades básicas de las personas estuvieran garantizadas, Hobbes quedaría superado.

El final de la historia, que no revelaré, plantea una sencilla cuestión aritmética. Aunque nos pasemos la vida restando, a veces conocemos personas con la que sumar, gente que anda todo el tiempo tras nosotros (o por delante, quizá a la izquierda) y nosotros sin saberlo. Llegamos a la pescadilla, por fortuna el nudo gordiano es otra cosa.

Nick Cave & Warren Ellis – The Road (The Road, 2009)

Vineshoot

2 comentarios to “The Road (John Hillcoat, 2009)”


  1. mi piace molto Nick Cave. Il concetto Hobbesiano dell’ Homo Homini Lupus è sempre in agguato!

  2. Anónimo Says:

    esta cancion esta buenaza


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: